PROYECTOS SELECCIONADOS/// EMERGENCIAS 2015

Se han presentado a esta tercera edición, EMERGENCIAS 2015, 81 proyectos, de los cuales 14 procedían de Navarra, 12 del Pais Vasco, 39 de otras comunidades autónomas y 16 del extranjero (Argentina, Ecuador, Méjico…).

El jurado, formado por Juan Zapater (Director de Bilbaoarte), Blanca Oria (Directora de Artyco), María Ozcoidi (Cofundadora de Pensart), Nieves Beloqui (Técnica de cultura del Centro Cultural de Noáin) y Raquel Samitier (Artista y miembro del equipo del Centro Cultural de Noáin), se reunió el sábado 7 de febrero. Destacó la gran calidad artística de la mayoría de los proyectos y valoró positivamente el enorme interés que ha suscitado la convocatoria fuera de Navarra e, incluso, de España.

Los cuatro proyectos seleccionados son:

(Abril) “MOVING PANORAMA” de KARLA TOBAR Y CRISTIAN VILLAVICENCIO  www.copyordiscard.com

(Junio) “UAV: UNMANNED AERIAL VEHICLE” de ANTONIO BAREA  www.antoniobarea.net

Octubre) “PUESTA EN ESCENA DE COLECCIÓN I” de NEREA DE DIEGO  www.nereadediego.com

(Noviembre) “FISHSHOT” de JAVIER CORSO Y LUCÍA PÉREZ DO SOUTO   www.javiercorso.com

2015 EscenariosHíbridos fishshot_02 IMG_8675 puesta en escena de colección I

ENTREVISTA A VÍCTOR SOLANAS-DÍAZ /// ON THE TIME AND THE INSTRUMENTAL FACTOR

DSC_0181-630x285

Centro Cultural: Estudiaste Bellas artes y te especializaste en pintura. ¿Cómo fue ese momento en el que decidiste no coger nunca más un pincel? ¿Cómo te enamoraste de la cinta adhesiva, fue flechazo o se produjo con el tiempo?
Víctor Solanas Díaz: En realidad cojo los pinceles a menudo pero este proyecto con cinta adhesiva no requiere de otros materiales. Suelo pintar o dibujar según las necesidades de la obra que quiero hacer. Al final, el medio es solo un elemento, condicionante y que debe ser controlado, pero solo un elemento en el proceso de creación. Lo esencial es aquello que quieres hacer, representar o decir. En este caso la cinta adhesiva es la protagonista.

C.C: Usas cinta adhesiva de advertencia, de franjas amarillas y negras. ¿Cuál es la advertencia que nos das antes de ver tus obras?
V.S.D: Primero dar un vistazo general al montaje y después entrar a valorar el aspecto estructural de las obras, tanto de las intervenciones como de las piezas individuales. Se trata de acercarse a un tipo de obra que inicialmente parece sencilla por su inmediatez e impacto para el espectador pero que está elaborada siguiendo procesos estructurales muy detallados y precisos.

C.C: Las estructuras binarias que utilizas tienen relación con las composiciones musicales ¿Qué música se oye al ver tus murales?
V.S.D: No se trata de un hecho de transcripción musical; no hay música en mis obras. Establezco un paralelismo con la música exclusivamente en el plano compositivo, en la forma en la que concibo la estructura general y después introduzco las secciones y doy forma coherente y consciente a todo ello, no dejando lugar al azar o a la indeterminación, procurando controlar el proceso en todo momento.

C.C: ¿Eres un artista de interior o de exteriores? ¿Prefieres trabajar en sitios específicos o no es prioritario para ti?
V.S.D: Depende del proyecto en el que esté trabajando. Actualmente llevo entre manos un trabajo de fotografía que se realiza en exterior. En lo que respecta al proyecto con cintas adhesivas, he trabajado en ambos terrenos pero por motivos de viabilidad y durabilidad suelo trabajar en interiores. Lo que sí es importante es la especificidad del sitio en el que trabajo. Por un lado me gusta seleccionar el espacio a intervenir y por otro, es un reto necesario trabajar en espacios arquitectónicos que te obligan a revisar la propuesta original debido a la idiosincrasia de la propia arquitectura.

C.C: Tengo aquí algunas etiquetas, dime cual te gusta más: post-minimal, op-art, tapeart, arte de acción…
V.S.D: Supongo que todas y ninguna. Probablemente, según quién dé el enfoque a la obra, estas intervenciones se puedan denominar con cualquiera de las etiquetas que citas. Yo me limito a analizar el espacio y trabajar sobre él. Las etiquetas o tendencias, si han de ponerse, las han de poner otros.

C.C: ¿Cuál es el lugar del mundo que más te gustaría intervenir, además del Centro Cultural de Noáin?
V.S.D: La verdad: no lo sé. Podría ser el interior de algún edificio religioso o histórico; pero primero habría que ver la viabilidad de la intervención. Sn cosas difíciles de conseguir.

C.C: Gracias por venir a Noáin y por dejarnos boquiabiertos. Hasta siempre.
V.S.D: Gracias a vosotros por la participación en Emergencias 14 y por vuestra colaboración.

VICTOR SOLANAS DÍAZ /// ON THE TIME AND THE INSTRUMENTAL FACTOR

TARJETA CARA VICTOR SOLANAS tarjeta dorso VICTOR SOLANAS

Victor Solanas Díaz transformará el espacio arquitectónico del Centro Cultural de Noáin mediante formas, patrones y estructuras creadas con un único elemento: Warning tape, cinta señalizadora adhesiva de diagonales amarillas y negras. Estas estructuras tienen su base en la organización del material sonoro de algunas composiciones musicales pero la clave radica en articular el material adhesivo mediante procesos de modulación/transformación que permiten modificar el espacio bidimensional del muro, pared, suelo o techo creando un espacio tridimensional “plastificado” que distorsiona la percepción del espacio físico que tiene el espectador.

Las franjas diagonales amarillas y negras son los elementos básicos de la obra: generan la forma, el color y la textura y son tomados como píxels que se combinan mediante un sistema binario sencillo que se torna complejo desde el momento en que se aplican direccionamientos vectoriales y distintas fórmulas matemáticas para crear efectos de movimiento o distorsión. Este efecto pixelado, ejemplo de precisión y rigor, origina formas cercanas al Op-Art derivadas de la psicología de la percepción, que obligan al espectador a establecer continuamente relación visual con las obras desde diferentes perspectivas para su correcta apreciación.

El Viernes, 28 de noviembre, de 8 a 10 de la noche, el artista realizará una intervención en directo en  la sala de Exposiciones.

ENTREVISTA A PEIO IZCUE BASAIL ///// BASO HIL

DSCF6184

Centro Cultural: Baso Hil o Bosque muerto es el título de esta exposición. La idea del paso del tiempo y de la muerte está muy presente en todas las obras ¿Cómo de presente está en tu vida?

Peio Izcue: Creo que el arte se debe ocupar de las cosas que verdaderamente importan, y creo que a la mayoría de la gente estas cosas le importan mucho. En lo personal son temas evidentemente importantes,  y en lo colectivo creo que es importante hablar de ellos, ya que la sociedad actual (el capitalismo mejor dicho), nos hace vivir de espaldas a ello. Ignora totalmente la muerte, la ha desalojado de la vida publica, y parece que tuviésemos que vivir en un anuncio constante, jóvenes, sanos y guapos. Y claro, como la  vida no es así, eso genera mucho sufrimiento…

C.C: Para los que no han visitado la exposición todavía…¿qué significan estas palabras: MOLGER, EISTELLUNG, BASO HIL?

P.I: MOLGER: es un tipo de espejo de la marca Ikea. Es un pequeño chiste, una alusión a la metáfora del espejo.

EISTELLUNG: es una tendencia del cerebro a aferrarse a las mismas soluciones conocidas en lugar de buscar otras diferentes. Quizá suene un poco pedante el término, pido perdón.

BASO HIL: quiere decir “bosque muerto” en euskera. Es una alusión al origen, no se cierto o no, de mi apellido materno “Basail”. Es también una alusión a la naturaleza del medio fotográfico, que dice que solo es capaz de fotografiar futuros cadáveres, naturaleza muerta en definitiva.

C.C: Dices que para la fotografía sólo es posible el género de la naturaleza muerta y que una fotografía es como un cadáver. ¿Qué haces si alguien te quiere sacar una foto? ¿Te resistes?

P.I: Bueno, creo que es bueno conservar fotografías a modo de recuerdo. El que yo vaya a ser un cadáver en unos años es independiente de que me saquen fotografías o no…

 C.C: Con Baso Hil usaste imágenes de los archivos del lugar donde trabajas, dejaste de hacer tus propias fotografías ¿Por qué?

P.I: El uso de las imágenes que nos rodean como materia prima para trabajar, creo que es ya inevitable. No importa demasiado quién haya sacado la foto, importa el discurso y las posibles lecturas, creo yo.

También fue una época en la que estaba leyendo a Fontcuberta (un buen resumen es su manifiesto postfotografico), que abogaba por una ecología de la imagen. Viéndolo con perspectiva, creo que es irrelevante si alguien añade más fotos al mundo o no. Hay tantas que el efecto es despreciable. Lo importante creo yo que es ir a la contra, al menos en el discurso, de esa vorágine incesante de consumo.

 C.C: En tu obra hay múltiples referencias a lo religioso ¿Es una crítica?

P.I: Creo que lo religioso tiene su parte “moral” y controladora que es despreciable, pero mi opinión es que lo religioso, en el sentido de juntarse en comunidad para hacer rituales, para compartir miedos, para celebrar, creo que es algo que se debería mantener y recuperar, porque el capitalismo se lo está cargando.

C.C: Te interesan las huellas, el rastro que dejamos en nuestra vida cotidiana. Esta exposición también dejará huella cuando termine (algún clavo en la pared, los carteles y tarjetas, el número de visitantes registrado en una hoja de asistencia…) ¿Cómo quieres que la recordemos?

P.I: El primer día de la exposición hice una visita guiada con unas mujeres que dan clase de pintura en el Centro. Cuando les expliqué que esta fotografía la había hecho al limpiar la vitrocerámica, me dijo que no tenía ni idea de limpiar, que echaba demasiado “producto”.

Me gustaría que me recordaseis, así, como alguien majo, pero que no tenía ni puta idea de limpiar.

PEIO IZCUE BASAIL /// BASO HIL

TARJETA CARA peio izcuetarjeta dorso peio izcue

Peio Izcue

Dicen que el apellido Basail proviene de la expresión “Baso hil” o “Bosque Muerto” en castellano. Al pensar en esa imagen de  bosque muerto, tan sombría y romántica, me pregunto si existe una predisposición genética a convertir lo cotidiano en tragedia, a tomarse la vida con cierto dramatismo.

Paradójicamente el título de “Baso Hil” puede interpretarse también como una alusión un tanto irónica a la propia naturaleza del medio fotográfico. Es consustancial a este medio que éste registra el pasado, lo ya vivido. Por ello, se dice que para la fotografía, sólo es posible el género de la naturaleza muerta…

El proyecto, dividido en tres series (“Einstellung”, “Baso Hil” y “Molger”) hace un recorrido a través de algunos de los modos en como la fotografía se ha pensado a si misma: como huella y registro del paso del tiempo (de escenas cotidianas como cocinar o asearse en la serie “Einstellung”), como apropiacionismo (de imágenes provenientes del trabajo en la serie “Baso hil”) y como imagen degradada (imágenes de imágenes, provenientes de videos pornográficos en “Molger”).